|  contacto icono_carta

La salud bucal: muy importante para un buen deportista.

Aunque muchas personas, atletas o no, no lo tienen en cuenta, una infección en la boca, por muy pequeña que parezca, puede derivar en una gran molestia que impida que el atleta continúe sus entrenamientos.

El deportista, además de su duro entreno, debe cuidar caries, gingivitis y/o abscesos, y también estar atento a los riesgos propios del deporte que practica (golpes, traumas o shocks).

Una adecuada, junto con una buena forma físico-atlética, puede en gran medida incidir sobre los resultados y el rendimiento que obtenga en su deporte. Por ejemplo, una carie puede demeritar el descanso necesario, la falta de alguna pieza dental altera la digestión y por lo tanto se reflejará en la nutrición, si tiene infecciones bucales su recuperación muscular se ve afectada. Por último, el dolor y las molestias dentales siempre interfieren en la concentración durante el entrenamiento de cualquier deportista.

Como hemos resaltados en artículos anteriores de nuestro blog, estos trastornos si no se tratan a tiempo, pueden derivar en infecciones que se transmiten a través de todo el organismo, afectando por lo tanto el rendimiento del deportista en cualquier fase de su programa deportivo.

Deportista o no, aquí os dejamos algunas recomendaciones para el cuidado de la boca:

1. Cepíllate después de comer y/o tomar bebidas endulzadas. Si en ese momento no tienes forma de hacerlo, enjuaga tu boca inmediatamente con agua simple.

2. Usa hilo dental.

3. Utiliza una buena técnica de cepillado.

4. Cepilla la lengua, también ahí se acumulan bacterias.

5. Cambia tu cepillo cada tres meses.

6. Utiliza una pasta dental completa que contenga flúor.

7. El enjuague bucal es una excelente opción para complementar la higiene de tu boca.

8. Una buena alimentación te ayuda aprevenir caries y problemas en tus dientes.

9. Visita regularmente a tu dentista.

10. Si practicas deportes de contacto ¡utiliza protectores bucales adecuados!

 

Fuente: Yahoo Sport



¿Sabías que la periodontititis pone en riesgo tu corazón?

Así lo recoge la versión de 2012 de las guías promovidas por la Sociedad Europea de Cardiología (European Society of Cardiology, ESC) para la prevención de la enfermedad cardiovascular en la práctica clínica.

La presencia de periodontitis (o infección en las encías) debe ser considerada como un posible factor de riesgo de enfermedad cardiovascular y, por lo tanto, se aconseja su prevención y tratamiento.

La periodontitis es una afección bucal de origen bactriano y componente genético. Puede tener múltiples causas, en particular una gingivitis descuidada o mal tratada puesto que la inflamación se extiende entonces hasta los tejidos de soporte del diente. En ausencia de cuidados adecuados, la periodontitis puede conducir a una perdida prematura de los dientes incluso antes de los 40 años. Por otra parte, esta afección bucal puede ser también responsable de trastornos cariacos y conducir a largo plazo enfermedades graves como el infarto de miocardio.

 

¿Por qué es peligrosa para el corazón?

Con la periodontitis liberamos en la sangre una gran cantidad de bacterias que provocan inflamaciones y que pueden atacar los diferentes órganos. Estos agentes inflamatorios pueden desencadenar la formación de placas de ateroma que se pueden desplazar y obstruir las arterias coronarias, provocando así el infarto. Y no sólo esto, sino que se ha demostrado que las bacterias procedentes de la gingivitis (o enfermedad de las encías) están directamente relacionados con las lesiones que aumentan el riesgo de sufrir problemas cardiovasculares.

Para prevenir, hay que empezar a buscar una solución en cuanto veamos que las encías nos sangran, porque puede ser una gingivitis que derive en una periodontitis. Sin embargo en los pacientes fumadores este signo no está presente y por esta razón deben asistir con frecuencia a su dentista para descartar posibles patologías.

 

¿Es un problema banal?

Recientes investigaciones demuestran que los patógenos bacterianos procedentes del biofilm subgingival están directamente implicados en el desarrollo de la lesión aterosclerótica y, con ello, «un aumento del riesgo de acontecimientos cardiovasculares», manifiestan los expertos de la Fundación SEPA.

Por último, los profesionales sanitarios han querido advertir de que la periodontitis «no es un problema banal».
Por ello, recuerdan que «es la causa principal de pérdida de dientes afectando mundialmente a una gran parte de la población». En concreto, en España «sólo el 14,8 por ciento de los adultos entre 35 y 44 años tiene las encías sanas -subrayan-. La enfermedad periodontal sigue siendo una asignatura pendiente en nuestro país.

Para más información, consúltanos a través de nuestra web o a través de nuestra página de Facebook.

Clínica Dr. Pi Urgell.

 

 

Tratamientos

Navega por el menú tratamientos para ver cuales son tus necesidades